riego inteligente

La Junta aprueba 267 ayudas para mejorar el consumo de energía y agua en regadíos por valor de 3 millones de euros

Posted on

La Dirección General de Desarrollo Rural de la Consejería de Medio Ambiente y Rural de la Junta de Extremadura ha resuelto un total de 267 solicitudes presentadas en la convocatoria para ayudas de implantación de sistemas de riego inteligentes, tanto el consumo de agua como en el de energía, en Extremadura.

En total la convocatoria ha contado con ayudas por valor de tres millones de euros, después que se aumentara su cuantía un 20% tras su publicación en el Boletín regional a primeros del mes de abril. El total de proyectos presentados ha sido de 572, de los que finalmente se han considerado como válidos por cumplir las condiciones exigidas a un total de 267. La inversión global que conllevarán estas mejoras en los regadíos de la región se situará en los 6 millones de euros.

Entre las obras y mejores que se van a subvencionar con las ayudas destacan los cambios en los sistemas y métodos de riego, especialmente hacia modelos de riego localizado que reducen sensiblemente el consumo de agua, así como en el uso de sistemas de energías renovables para el bombeo del agua. También estaba prevista la subvención a proyectos que cambien las explotaciones de secano a riego mediante sistemas de aspersión, microaspersión, goteo y exudación, para mejorar la viabilidad económica de las mismas.

Hay que recordar la gran importancia que tienen los cultivos de regadío dentro de la agricultura extremeña como el tomate para industria, fruta de hueso en las Vegas del Guadiana y la cereza del Jerte, tabaco, maíz, arroz y también en olivar intensivo y superintensivo y en viñedo.

Anuncios

Las comunidades de regantes desarrollan un proyecto europeo de regadío inteligente para ahorrar en consumo energético

Posted on

aspersion-solar

La Federación Nacional de Comunidades de Regantes (FENACORE) está desarrollando un proyecto europeo para promover un sistema de riego inteligente que pueda ahorrar hasta un 30% de energía y hasta un 30% de agua, sin perjuicio de la calidad de los productos producidos.

La financiación corre a cargo de la Unión Europea, a través del proyecto Life Irriman, y cuenta con la colaboración del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y diversas universidades españolas.

Desde Fenacore se recuerda que desde que se suprimieran las tarifas especiales para regadío en el año 2008, el término de potencia de las mismas ha aumentado en torno a un 1000% con lo que ha encarecido la media de las facturas en un 100%

El objetivo último del proyecto Irriman, que ya se ha testeado en zonas de riego de Murcia y de la provincia de Córdoba, es mediante un algoritmo indicar al agricultor cómo, cuándo y cuánto debe regar para así conseguir el mayor ahorro posible de energía y agua.

Para atender a las demandas de los regantes, el Ministerio de Agricultura pactó junto con Hacienda una fiscalidad eléctrica más ventajosa mediante la rebaja de los módulos, que ha supuesto para el sector una rebaja media de 54 millones de euros al año. Aunque según Fenacore, aún no compensan el sobrecoste de unos 300 millones de euros en tarifas eléctricas pagadas por los regantes en estos últimos ocho años desde la supresión de las tarifas especiales.

El apoyo a sistema de fotovoltaica para autoconsumo también resultan claves en la estrategia de los regantes españoles de cara al futuro, a través de otros proyectos europeos como el denominado Maslowaten. Y también, conseguir que la potencia contratada en un contrato se pudiera modificar dos veces al año.