plantas fotovoltaicas

La Junta somete a información pública la autorización de la planta fotovoltaica “La Pizarra II” de Oeste Solar en Torremocha

Posted on

La Junta de Extremadura ha sometido a información pública la solicitud de autorización administrativa previa correspondiente a la instalación fotovoltaica «La Pizarra II», ubicada en el término municipal de Torremocha (Cáceres), e infraestructura de evacuación de energía eléctrica asociada. El proyecto, ya que cuenta con una planta similar operativa en el mismo término municipal, está promovido por la sociedad Oeste Solar, con sede en Cáceres capital, integrada en Pitarch Grupo Empresarial.

La instalación de “La Pizarra II” consta de una planta solar fotovoltaica de 4.950 kW de potencia instalada, compuesta por 2 inversores, 1 de 2.500 kW y otro de 2.450 kW, con un sistema de control que impide que la potencia activa inyectada a la red supere los 4.950 kW, y 12.880 módulos fotovoltaicos de 450 W cada uno, montados sobre seguidores con eje horizontal. Asimismo, consta de dos centros de transformación de 3.300 kVA y un centro de seccionamiento en edificio prefabricado, formado por siete celdas. Además, se prevé instalar un transformador de SSAA de 50 kVA de potencia, con relación de transformación 20/0,4 kV.

La línea de evacuación está constituida por un tramo subterráneo/aéreo 20 kV, de conexión entre el centro de seccionamiento de la planta fotovoltaica “La Pizarra II”, y la subestación “La Pizarra Torremocha 20/45 kV” objeto de otro proyecto), desde donde partirá la infraestructura compartida de conexión hasta el punto de conexión otorgado en nuevo apoyo de la línea AT 45 kV “Torremocha- Torre de Santa María”, propiedad de Eléctricas Pitarch Distribución. El recorrido de la línea se desarrolla en el municipio cacereño de Torremocha. El presupuesto de ejecución material del proyecto es de 3,45 millones de euros.

En los últimos años, Pitarch Grupo Empresarial, que cuenta con más de 65.000 puntos de suministro en Extremadura repartidos en 78 municipios, ha desarrollado destacados proyectos en el ámbito de la generación  con minicentrales hidráulicas y plantas fotovoltaicas con el objeto de producir energía de origen 100% renovable, para contribuir así a reducir el impacto medioambiental y la disminución de los gases de efecto invernadero.

Acciona Energía recupera patrimonio arqueológico de hace 5.000 años en un complejo solar en Almendralejo

Posted on

Los trabajos de construcción de tres plantas fotovoltaicas de ACCIONA Energía en Almendralejo (Badajoz) han sacado a la luz una serie de restos arqueológicos muy relevantes entre los que destaca un conjunto de asentamientos calcolíticos de hace más de 5.000 años.

ACCIONA Energía inició la construcción del complejo fotovoltaico Extremadura I, II y III en noviembre de 2021. Durante los trabajos de desbroce del terreno previos a la construcción afloraron restos arqueológicos. A partir de ese momento, la compañía comenzó a trabajar mano a mano con arqueólogos, especialistas en conservación del patrimonio y la Dirección General de Patrimonio Cultural de la Junta de Extremadura para localizar, delimitar y salvaguardar los yacimientos.

Esta labor conjunta ha permitido conocer un total de 11 yacimientos, seis de ellos del Calcolítico – datados en los últimos siglos del IV milenio y primeros del III milenio antes de Cristo – y otros cinco que abarcan cronologías desde la Edad del Bronce y la Edad del Hierro (II y I milenio antes de Cristo respectivamente) y hasta la época del Bajo Imperio romano (siglos III al V después de Cristo). El conjunto arqueológico supone 30 hectáreas de protección arqueológica, de forma que ACCIONA Energía ha ido adaptando el diseño y la configuración de su proyecto fotovoltaico para asegurar la protección y preservación de los vestigios que se han ido demarcando.

“Proteger los restos encontrados ha sido una prioridad para nosotros desde el primer minuto. Para ello, hemos contratado los servicios de una empresa de arqueología y conservación del patrimonio, hemos trabajado en constante coordinación con la Dirección General de Patrimonio Cultural de la Junta de Extremadura y hemos adaptado la configuración inicial de la planta, adecuándola a la distribución y márgenes de protección de los yacimientos”, indica Mikel Ortiz de Latierro, director de Medio Ambiente, Social, Seguridad y Salud, y Calidad de ACCIONA Energía.

Hasta este momento se ha trabajado en delimitar la extensión real de los yacimientos mediante trabajos de decapado superficial de la cobertura vegetal y se ha aplicado un entorno de protección perimetral de 25 metros que quedará exento de todo tipo de montajes. Durante esta fase inicial, se han encontrado ya algunas piezas que permanecen en fase de estudio en el laboratorio de arqueología del equipo investigador que ha acompañado las obras. El objetivo ahora es acometer la excavación integral mediante un programa de actuaciones íntegramente financiado por ACCIONA Energía.

“Abordamos este proyecto con una gran ilusión, ya que la recuperación de este valioso patrimonio dinamizará sin duda el turismo y la economía de la zona. De hecho, ya hemos atendido a las primeras visitas académicas que se han interesado por los yacimientos”, explica Mikel Ortiz de Latierro.

Yacimiento Cortijo Lobato
Entre los restos que han aflorado destaca el yacimiento de Cortijo Lobato, donde se ubica uno de los 6 yacimientos tipo ‘recinto de fosos’ que data del milenio III antes de Cristo. Este tipo de fortificaciones, formadas por una muralla con bastiones, está rodeada por una serie de fosos concéntricos trazados alrededor que delimitan los antiguos poblados de las comunidades prehistóricas calcolítica y abarcan una gran extensión de terreno. El hallazgo es excepcional por su buen estado de conservación y será clave para profundizar en el estudio de la época.

“Estas fortificaciones suelen delimitar una zona de asentamiento, así como lugares de control del territorio”, señala Alicia Lizarraga, gerente de Medio Ambiente de ACCIONA Energía. “Su función podía ser defensiva, tanto para proteger a la comunidad y a los recursos de la competencia con animales salvajes como de eventuales conflictos con otras poblaciones.”

Este tipo de vestigios son prácticamente irreconocibles a simple vista, pues la acción del tiempo y la vegetación suelen borrarlos de la superficie, imposibilitando su identificación. En el caso concreto del Cortijo Lobato, los restos se han podido identificar gracias a la prospección intensiva previa del terreno y a los trabajos de desbroce arqueológico realizados antes de arrancar la construcción del complejo fotovoltaico, que han permitido su localización y delimitación.

Naturgy pone en marcha la planta de Miraflores, la primera fotovoltaica de la compañía en Extremadura

Posted on

Naturgy ha puesto en servicio su primera planta fotovoltaica de la compañía en Extremadura. Se trata de Miraflores, localizada en el término municipal de Castuera, con una potencia de 22 MWp y una producción anual estimada de 47 GWh, que equivale al consumo eléctrico anual de más de 13.500 viviendas.

Esta nueva infraestructura, formada por más de 41.000 módulos, permitirá desplazar el uso de otras fuentes de generación eléctrica convencional y contribuirá a reducir en torno a 30.000 toneladas de CO2 al añoy 750.000 durante la vida útil del proyecto, estimada en 25 años, adicionalmente a otras emisiones contaminantes.

La planta ha sido diseñada teniendo en cuenta su adecuada integración ambiental y paisajística. Prueba de ello es la gran variedad de medidas ambientales preventivas y compensatorias que integra, tales como la construcción de una charca abrevadero para especies de fauna silvestre de la zona, la plantación de plantas autóctonas en la ribera del Arroyo de Fuente Lengua o la creación de una zona de reserva destinada a la conservación de aves esteparias, entre otras. Naturgy ha destinado una inversión total de más de 15 millones de euros en este proyecto.

Dentro de su filosofía de potenciar el desarrollo económico y social de todas aquellas zonas en las que está presente con su actividad, Naturgy ha subcontratado para la construcción de este proyecto a más de 60 empresas de Castuera y de las provincias de Badajoz y Cáceres.

Naturgy gestiona el único parque eólico de Extremadura, Merengue, situado en el término municipal de Plasencia. El parque, que tiene una potencia instalada de 40 MW, lleva en funcionamiento desde febrero de 2019.

La compañía está desarrollando otros proyectos en Extremadura cuya construcción ya está en marcha, como la planta fotovoltaica Las Jaras de Badajoz, ubicada entre La Albuera y Badajoz, con una potencia de 50 MW; el parque eólico Merengue II, con una potencia de 50 MW; y la planta fotovoltaica Puerta del Jerte, que tendrá una potencia de 30 MWp. 

Naturgy tiene también en tramitación administrativa otros proyectos de plantas solares en la región, como El Encinar I, Los Naipes y Los Naipes II, en el término municipal de Badajoz y de 50 MWp cada uno; y Campo de Arañuelo, en Aldeacentenera y Torrecillas de la Tiesa, de 300 MWp, con autorización administrativa previa concedida por el Ministerio de Transición Ecológica y Reto Demográfico y que será el mayor proyecto renovable de Naturgy en España.