GAS Y CARBURANTES

La subida del gasóleo y del impuesto a los carburantes penaliza la rentabilidad del sector agrario en plena campaña de regadío

Posted on

SUBIDA CARBURANTESex

El gasto en carburantes es uno de los consumos intermedios que más repercute en la rentabilidad de las explotaciones agrarias de Extremadura. Y las fuertes subidas de las últimas semanas están suponiendo un coste añadido muy importante justo cuando se inician los trabajos de los principales cultivos de regadío de la región. Todo ello se produce cuando el Gobierno ha anunciado la subida de los impuestos a los carburantes para evitar en gran parte el efecto frontera entre comunidades autónomas.

La Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos, UPA, se ha mostrado “muy indignada” con el Gobierno por su decisión de imponer una subida de impuestos al gasóleo en aquellas Comunidades Autónomas que no lo hicieron en el pasado. De esta manera, nueve regiones se verán forzadas a encarecer entre 0,01 y 0,048 euros cada litro de combustible. En total, UPA estima que el Gobierno recaudará más de veintisiete millones de euros, cifra a la que habría que añadir el 21% de IVA. “Una jugosa tajada de más de 32.800.0000 € para el Ejecutivo”, concluyen en la organización de productores.

UPA ha recordado el nombre de esta medida cuando se ofreció a las Comunidades adoptarla de forma voluntaria: “céntimo sanitario”, en referencia al supuesto destino del dinero recaudado con esta propuesta. Sin embargo, “nunca se ha demostrado que el destino de este dinero repercutiese en los servicios sanitarios y, de hecho, el céntimo sanitario ha coincidido con todos los recortes en sanidad”, ha apuntado UPA. Los agricultores y ganaderos advierten de que esta medida “llega en el peor momento” ya que coincide con la subida del precio del petróleo que está agitando los mercados mundiales.

La organización ha apuntado así al reciente informe de expertos que recientemente aconsejó al Gobierno subir más las tasas a los carburantes más contaminantes. UPA ha explicado que este tipo de medidas “no protegen el medio ambiente ya que no podemos dejar de producir alimentos” y ha acusado al Gobierno de cubrir estas subidas de impuesto “con palabras de protección al medioambiente cuando, en realidad, esto es una excusa para hacer caja”.

Los agricultores y ganaderos extremeños destinan cerca de 80 millones de euros anuales a gastos en carburantes y energía en sus explotaciones, lo que supone en torno al 8% del total de sus gastos de explotación. Solo los piensos para ganado están por delante en inversión de esta partida.

Extremadura es la séptima región por gasolineras automatizadas abiertas

Posted on

surtidor

La normativa autonómica extremeña que impide a las gasolineras automáticas operar sin personal, está impidiendo ahorrar a los extremeños unos 200 euros anuales por la falta de competencia en este sector, según argumenta la Asociación Nacional de Estaciones de Servicio Automáticas (AESAE).

Según los últimos datos del Instituto Nacional de Estadística de Extremadura de 2016, una familia extremeña tiene un gasto medio de 23.003,7 euros al año. De esta cantidad, 1.189,87 fueron destinados al transporte, la tercera partida en importancia después de alimentación y vivienda. Esto significa que una familia gasta el 5,16% de su presupuesto en transporte.

“El carburante es la única partida que puede variar en el presupuesto de una familia, ya que en la vivienda o la alimentación los ajustes ya están hechos. Por tanto el ahorro en trasporte (carburante) se vuelve capital para ajustar el presupuesto. Y en todo caso si ahorran en transporte, pueden destinarlo a otras actividades”, explica Manuel Jiménez Perona, presidente de la Asociación Nacional de Estaciones de Servicio Automáticas (AESAE)

“Las estaciones de servicio automáticas hacen que bajen los precios de media unos diez céntimos el litro en las zonas donde se implantan”, afirma el presidente de AESAE. Con las nuevas aperturas de estaciones automáticas, las estaciones tradicionales se verán obligadas a bajar los precios para hacer frente a la nueva competencia. “Y se beneficiará al bolsillo de las familias extremeñas porque bajará el porcentaje de gasto medio familiar en carburante”, que Jiménez Perona estima en 200 euros año, “sin perder un ápice de calidad y de servicio pues a fin y al cabo en la mayor parte de las estaciones tradicionales el cliente se pone el carburante”.

Las dos provincias extremeñas tienen unos precios de carburante muy lejos del de provincias como Lérida, Valencia o Barcelona donde la mayor competencia permite unos precios mucho más competitivos. A esta diferencia hay que unirle la menor renta per cápita de las dos provincias extremeñas si lo comparamos con las tres provincias mencionadas, lo que conlleva a concluir que el esfuerzo económico para llenar el depósito es mucho mayor para un extremeño que para un valenciano, por ejemplo.

La normativa autonómica dicta como “obligación específica de protección y prevención de riesgos de los consumidores y usuarios” que todas las gasolineras “deberán disponer en la propia estación, mientras permanezca abierta, al menos de una persona responsable”. AESAE denuncia que esta medida no tiene otro fin que no sea el de limitar el desarrollo del modelo de negocio de las gasolineras automáticas.

“La protección  de las personas con discapacidad y la prevención de riesgos no son más que excusas de “mal pagador” para limitar nuestro modelo de negocio”, afirma Jiménez Perona.

Un conductor con una discapacidad podrá repostar en una estación, si ésta es accesible, y no necesita un persona como tampoco la necesita para acceder a los servicios sanitarios, de transporte etc. AESAE es consciente de ello y por eso piden a todas las Comunidades, en palabras de Manuel Jiménez Perona, que “exijan  a todas las estaciones donde el cliente reposta, la Ley de Accesibilidad de 2013, ya que aún no se está exigiendo”.

Extremadura cuenta con 23 estaciones de servicio automatizadas en toda la Comunidad, según cifras de AESAE. Esto la convierte en la séptima Comunidad con más puntos de repostaje de este tipo. Este número supone el 3,75% del total de las gasolineras de este tipo que hay en España. “Durante el año y medio que llevamos luchando, hemos conseguido resultados muy positivos a nivel nacional”, explica el presidente.

Aproximadamente, de las 11.180 estaciones de servicio que existen en España, tan solo unas 560 son automatizadas. Este dato representa el 5% de las gasolineras que hay en España.

Extremadura cambiará su Ley de gasolineras Low Cost menos de un año después de entrar en vigor

Posted on Actualizado enn

surtidor

En agosto del 2017 entró en vigor la normativa que modificaba la Ley del Estatuto de Consumidores de Extremadura por la que se exigía a las gasolineras que operan bajo el modelo de low cost a contar con al menos un trabajador mientras permanecieran abiertas desde las siete de la mañana a las diez de la noche. La justificación última de la Ley era defender los derechos de las personas con minusvalía a la hora de repostar.

La ley era una reivindicación de la asociación de estaciones de servicio extremeñas (ARESEX) –prometida durante la campaña electoral por el presidente Vara durante el mandato de Monago- y que seguía el recorrido normativo de otras comunidades autónomas con legislaciones similares. Sin embargo, desde la administración central, este tipo de normativas no se ha visto nunca con buenos ojos ya que choca contra la legislación europea y también contra la española, al considerar el Ministerio de Industria que invade sus competencias sobre el actual modelo de estaciones de servicio.

Por su parte, la Asociación Nacional de Estaciones de Servicio Automáticas (AESAE) apoya la postura del Ministerio de Industria ya que considera que no hay razones objetivas de contar con un empleado con horario fijo si se cumplen con la legislación exigida por el Ministerio, incluidas las de accesibilidad para personas con minusvalía. La normativa extremeña dejaba fuera de esta obligatoriedad a los postes de carburantes instalados en las cooperativas agrícolas.

La Administración central incluso llegó a plantearse con las comunidades autónomas que cuentan con legislaciones similares ir al Tribunal Constitucional para que dirimiera el conflicto. Y en el caso extremeño, antes de judicializar el caso, la Junta de Extremadura ha acordado con el gobierno un cambio en la normativa para tratar de acercar posturas. Siempre con la idea de garantizar el acceso a personas con discapacidad. La Junta asegura que lo hará “con pleno respeto a la normativa estatal y al ordenamiento de la Unión Europea en cuanto resulten de aplicación”. Una compleja solución porque el actual modelo de gasolineras de la legislación española permite la apertura y gestión de las denominadas gasolineras automáticas conocidas como low cost.

Desde el sector de las gasolineras low cost aseguran que la normativa de contar con un empleado en horario fijo ha supuesto un encarecimiento de los carburantes que pagan los conductores al tener que repercutir los costes. El Ministerio de Industria siempre ha apostado en los últimos años por una mayor liberalización del sector de los hidrocarburos desde el punto de vista comercial, para tratar de abaratar sus costes por ser uno de los productos que más peso tiene en la confección del IPC.

Refinería Balboa S.A. en fase de liquidación 13 años después de presentarse su proyecto para producir 110.000 barriles diarios

Posted on

Casi seis años después que el Ministerio de Agricultura y Medio Ambiente que por entonces dirigía el actual Comisario Europeo de la Energía, Miguel Arias Cañete, emitiera la propuesta de Declaración de Impacto Ambiental desfavorable para la Refinería Balboa promovida por el grupo Alfonso Gallardo, el Boletín Mercantil de Badajoz incluye la liquidación de la sociedad. El pasado día 11 de enero, se anunciaba las revocaciones de los apoderados –José Labrador y  Edgar Rasquin– y de los apoderados solidarios, Carlos Garrido y Lucía del Pilar Ramírez.

El empresario Alfonso Gallardo comenzó su proyecto de refinería en el año 2005 y tuvo que esperar seis años y medio para que la administración central lo rechazara tras años y años de indefinición. Al final, han pasado 13 años desde que presentara su proyecto hasta que la empresa definitivamente  entre en fase de liquidación.

El proyecto de la Refinería Balboa ha echado definitivamente el cierre el día de la Huelga General del 29-M. El Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente de Miguel Arias Cañete ha emitido una propuesta de Declaración de Impacto Ambiental desfavorable que se basa especialmente en el “potencial impacto sobre el entorno del Parque de Doñana” que tendría el proyecto.

Según recogió el comunicado emitido por la Secretaria de Estado de Medio Ambiente en marzo de 2012, “los técnicos consideran que esta iniciativa es ambientalmente inviable por su potencial impacto sobre el entorno del Parque de Doñana, el más emblemático de la red española de espacios protegidos, así como por sus afecciones al medio marino, en una zona de elevada biodiversidad como es la reserva de pesca marítima Frente de Doñana”.

Además, se consideraba que este proyecto, ubicado a más de 180 kilómetros de la costa, incumple los objetivos de eficiencia energética recogidos en la normativa europea. También destacan su posible impacto sobre la Vía de la Plata y la negativa de Portugal al mismo, así como las dudas de la UNESCO.

El proyecto requería una inversión de 2.100 millones de euros para producir 110.000 barriles de productos petrolíferos diarios. El tiempo de construcción estimado sería de tres años. Los técnicos de la Junta de Extremadura evaluaron que la Refinería generaría 2.100 millones en impuestos especiales y 740 millones en IVA.

El propio Alfonso Gallardo y su entorno tenían claro que si el proyecto no había conseguido el visto bueno de Medio Ambiente tras el paso de tres ministras del PSOE por el Ministerio –Cristina Narbona, Elena Espinosa y Rosa Aguilar– sería muy complicado que un gobierno del PP cambiara de opinión. La última Secretaria de Estado del Cambio Climático del Gobierno del PSOE, Teresa Ribera, fue abiertamente contraria al proyecto.

La planta de Green Fuel en Los Santos de Maimona quiere vender su biodiésel a las grandes petroleras como Repsol y Cepsa

Posted on

A la planta de biocarburantes de Greenfuel Extremadura S.A. en Los Santos de Maimona se le queda corta su capacidad actual de producción. La planta tiene en estos momentos autorización administrativa para producir biodiésel con una capacidad de 110.000 tn/año, partiendo de aceites vegetales (girasol, colza, soja), así como de aceites usados de cocina (UCO) y otras materias primas con alto contenido en ácidos grasos. Pero no llega a poder entrar en el circuito de las grandes petroleras como Repsol y Cepsa, clave para el futuro.

Sus propietarios han solicitado a la Junta de Extremadura que le permitan usar otro tipo de aceites de segunda generación, no solo los usados en cocina. Serían residuos o subproductos que quedan del refinado del aceite nuevo, que no tienen porque provenir de frituras ni aceites usados. Y con ello, poder llegar en poco tiempo a una producción de unas 100.000 toneladas. Con una inversión prevista  cercana a los tres millones de euros, sobre todo para su unidad de esterificación, en su punto de mira está a las grandes petroleras para sus mezclas con carburantes convencionales en gasolineras.

Desde sus comienzos en el 2009, ya con la crisis a pleno galope, la planta de Los Santos de Maimona no ha tenido un camino sencillo, con concurso de acreedores incluido del que logró salir y dejar atrás el fantasma de lo ocurrido con el fiasco de la planta de biocarburantes de Valdetorres, que acabó en chatarra.

Actualmente, la producción de la planta de Greefuel Extremadura en Los Santos de Maimona se destina básicamente a la exportación, con mayores costes logísticos, vía puerto.

La Junta saca a concurso el suministro de combustible en gasolineras de su flota de vehículos por 2,3 millones de euros más IVA

Posted on

surtidor

La Junta de Extremadura ha sacado a concurso la convocatoria para el  “Acuerdo Marco para el suministro de combustible de automoción mediante repostaje en estaciones de servicio para la Junta de Extremadura, sus organismos autónomos y otras entidades adheridas”. La entidad adjudicataria será la Consejería de Hacienda y Administración Pública mediante tramitación ordinaria y con un procedimiento abierto con varios criterios de adjudicación. El presupuesto de licitación, con impuestos excluidos, es de 2,3 millones de euros, siendo el valor máximo estimado del acuerdo marco de 4,83 millones de euros.

En los criterios de adjudicación, hasta 100 puntos, se valorarán dos apartados: Por un lado, hasta 60 puntos, el porcentaje a aplicar sobre el precio de venta en surtidor por litro. Y después, hasta 40 puntos, el mayor descuento euros sobre el precio en surtidor en litro suministrado, adicional al porcentaje de descuento ofertado en el apartado.

La fecha límite para la presentación de las ofertas es el día 24 de octubre en el Registro General de la Consejería de Hacienda y Administración Pública en Mérida. Durante dos meses, el licitador estará obligado a mantener la oferta presentada. La Mesa de Contratación se constituirá para la apertura de ofertas económicas   de las empresas admitidas, en acto público, el día 7 de noviembre de 2017 a partir de las 09:00 horas.

El número de nuevos clientes conectados a Gas Extremadura se mantiene por encima de los 2.000 puntos de suministro anuales

Posted on

Tren de Quemado a gas natural en la nueva planta de Greiff en Don Benito

La empresa extremeña Gas Extremadura sigue ampliando sus redes de distribución de gas natural, alcanzando ya los 770 km para dar suministro a más de 87.000 viviendas y empresas en las  principales 17 localidades de toda la Región. El número de nuevos clientes conectados a las redes de Gas Extremadura se mantiene por encima de los 2.000 puntos de suministro anuales. Este crecimiento refleja que los extremeños identifican cada vez más el gas natural con beneficios como  confort, comodidad, seguridad, competitividad económica y sostenibilidad medioambiental, de modo que viviendas que hasta ahora utilizaban otras fuentes de energía como butano, propano o gasóleo se están pasando al gas natural.

A finales de 2016 y en el primer semestre de 2017 este ritmo de incorporación de clientes se ha visto favorecido por la recuperación del sector inmobiliario, el cual cuenta con el gas natural como una calidad básica y un valor añadido, para las nuevas promociones de viviendas sobre todo el Badajoz y Cáceres..

Adicionalmente en el  primer semestre de 2017, Gas Extremadura ha terminado el proceso de incorporar los más de 14.000 nuevos clientes de propano canalizado como consecuencia del acuerdo alcanzado con Repsol Butano S.A. a principios de año. Todo ello permitirá a Gas Extremadura alcanzar una cifra cercana a los 90.000 puntos de suministro antes de final de año.

Crecimiento del consumo
El gas natural se adapta a cualquier tipo de cliente, desde los grandes consumos industriales hasta los pequeños consumidores domésticos, pasando por hospitales y residencias, centros educativos Municipales, instalaciones deportivas, centros comerciales, hoteles, restaurantes, comunidades de vecinos y cualquier otra actividad que requiera una energía económica, de suministro continuo, sin almacenamientos, segura y limpia, ya sea en grandes o pequeñas cantidades.

Esto hace que el consumo de gas natural en las redes de Gas Extremadura siga creciendo a ritmos superiores a la media nacional, rozando en 2016 los 1,9 millones de MWh, con un crecimiento anual del 4,6% frente a 2015.

Esto ha sido posible gracias a la gran aceptación en los sectores residencial, terciario e industrial y al esfuerzo inversor de la distribuidora extremeña en nuestra región, donde Gas Extremadura alcanza los 98 millones de euros invertidos para el desarrollo de infraestructuras de distribución de gas natural.

Los datos registrados en el Centro de Control de Gas Extremadura, desde el que se monitoriza, de forma permanente y en tiempo real, el funcionamiento de la red, revelan la importancia del gas natural en el sector agroindustrial extremeño (especialmente para las fábricas tomateras cuya actividad se desarrolla entre los meses de julio y septiembre), así durante 2016 la mayor demanda en la red tuvo lugar entre el 30 de agosto, con un consumo diario máximo de 11.148  MWh/día y un caudal punta de  49.254 Nm3/h (superior a los 43.244 Nm3/h del año 2015), mientras que los máximos registrados en temporada invernal fueron  el 19 de Enero de 7.612 MWh/día y 35.601 Nm3/h.

Estación de regulación y medida de una instalación receptora de gas natural en una industria tomatera

Durante el primer Semestre de 2017, Gas Extremadura ha iniciado ya el suministro a dos importantes empresas en el polígono industrial de Don Benito. Se trata de ALSAT, dedicada a la producción de concentrado y dados de tomate de alta calidad en aséptico y la planta de nueva construcción de GREIF, multinacional americana dedicada a la fabricación de envases y que servirá a las empresas de concentrado de tomate en Extremadura, Andalucía y Portugal. El consumo anual estimado conjunto asciende a 60 GWh al año. Así el gas natural se convierte en un factor determinante para la ubicación de empresas y Gas Extremadura acompaña con la extensión de sus redes de distribución para que este polígono industrial se convierta en el más pujante de Extremadura.

Con estas nuevas incorporaciones al suministro de gas natural, dentro de las redes de distribución en el ámbito de Gas Extremadura, se completa un ciclo en el que todas las Tomateras de las Vegas Altas y Bajas de Extremadura, han optado por el gas natural como la solución más eficiente, autónoma, sostenible, y óptima desde un punto de vista medioambiental, frente a otras opciones energéticas. El gas natural ha llegado para quedarse, unido a unos precios reducidísimos y una flexibilidad en las contrataciones que hace que puedan contratar un consumo tan sólo por días o con reducciones en las puntas de consumo contratado, cuando quieren contratar producciones pequeñas de frutas, fuera del consumo estival del tomate concentrado.

Menos contaminante
Además la sustitución de gasóleo o propano por gas natural en calderas existentes ayuda a reducir hasta un 25% las emisiones de gases de efecto invernadero (CO2). Con el desarrollo de las redes de gas natural son muchas las comunidades de propietarios que están cambiando sus antiguas calderas de calefacción a gasóleo por nuevas instalaciones a gas natural, más eficientes que permiten alcanzar ahorros de hasta el 30% reduciendo las emisiones contaminantes a la atmósfera y más de un 25% las emisiones de CO2, cumpliendo con lo dispuesto en la legislación Nacional, Autonómica y Local con la firma por la Federación de Municipios, Agenex, las Diputaciones y la Junta de Extremadura del Protocolo Pacto de Alcaldes.

En este aspecto cabe destacar los planes desarrollados por Gas Extremadura y el Servicio Extremeño de Salud para la sustitución de gasóleo y propano por gas natural en los hospitales públicos, ó con la Universidad de Extremadura para la sustitución de gasóleo por gas natural en los edificios de los Campus Universitarios de Cáceres y Badajoz.