endesa

Endesa presenta a la Junta de Extremadura su Plan de Inversión 2021-23 para mejorar la calidad del suministro

Posted on

endesa

La consejera para la Transición Ecológica y Sostenibilidad, Olga García, y el director general de Endesa para Andalucía y Extremadura, Francisco Arteaga, han presentado este jueves el plan de inversión de cerca de 56 millones de euros que la compañía eléctrica tiene previsto desarrollar para el próximo trienio 2021-2023 en la provincia de Badajoz, para mejorar la calidad de suministro, fundamentalmente en las zonas rurales. También ha asistido el responsable técnico de Explotación, Fernando Diz-Lois.

La consejera ha acogido con satisfacción este plan de inversión porque atiende a las demandas que son prioritarias para la Consejería para la Transición Ecológica y Sostenibilidad y que afectan a una treintena de municipios del ámbito rural que hasta ahora han tenido un suministro eléctrico deficiente, lo que “ha provocado el malestar social”.

En este sentido, la titular de la consejería ha explicado que a pesar de que en términos generales el suministro eléctrico es adecuado en Extremadura, con una buena calidad que ha ido mejorando con los años, aún existen algunos “puntos negros muy localizados, como Feria, Salvatierra de los Barros, La Parra, La Lapa, Salvaleón, La Morera, Barcarrota, entre otros”.

En su opinión, “la ruralidad no puede suponer, en ningún caso, un agravio a la hora de recibir servicios diferenciados. Por eso valoramos las inversiones que Endesa va a desarrollar con un respaldo económico importante y del que quiero subrayar dos características: que está completamente enfocado a mejorar la calidad del suministro, y que afecta geográficamente a unas zonas muy específicas de nuestra región para poner fin a las interrupciones y variaciones de tensión continuas que vienen soportando en determinadas fechas del año, con los consiguientes perjuicios a la actividad económica y comercial y, en general, a la población de una treintena de localidades pacenses”.

“Hoy ofrecemos una buena noticia a esta treintena de pueblos que van a disponer en los próximos meses de un servicio eléctrico seguro y suficiente y van a disfrutar de un derecho porque el que llevan muchos años pagando, con unas redes de distribución reforzadas, modernas y sostenibles como las que Endesa pretende desplegar”, ha manifestado Olga García.

Por su parte, el director general de Endesa para Andalucía y Extremadura, Francisco Arteaga, ha destacado que este plan se traduce en la instalación de “más de 100 kilómetros de nuevas líneas de Alta y Media Tensión, la construcción de una nueva subestación y refuerzo de las existentes con nueva tecnología como la incorporación de telemandos para una automatización mayor de la red”.

Arteaga ha recalcado que esta apuesta se hará “agilizando las inversiones e incrementando, en la medida de lo posible, el volumen de las mismas”.

El responsable técnico de Explotación, Fernando Diz-Lois, ha señalado que la inversión presentada, unida a la programada para este 2020, “tendrá repercusión en el 87% de la población de los municipios donde Endesa está presente como distribuidora eléctrica”, mejorando sustancialmente la calidad de suministro a cerca de 20.500 familias extremeñas. Se trata de un plan “ambicioso, focalizado en las necesidades y que aporta soluciones concretas para la mejora del suministro”, ha concluido.

Una de las principales actuaciones será la construcción de 64,5 kilómetros de líneas aéreas de Alta y Media Tensión en los municipios de Feria, Salvatierra de los Barros, La Parra, La Lapa, Salvaleón, La Morera, Barcarrota y Fuente del Maestre que junto a la construcción de una nueva subestación de media Tensión y a un segundo transformador en la subestación de Barcarrota mejorará el suministro de unos 4.000 vecinos.

En los municipios de Gévora, Valdebotoa y Alburquerque, unos 2.000 vecinos se beneficiarán en la calidad de suministros gracias a la instalación de 7,9 kilómetros de líneas aéreas de Media Tensión que irán dotadas de protecciones para avifauna.

Se reforzarán también 9,2 kilómetros más de líneas áreas de Media Tensión gracias a nuevos apoyos que se colocarán en la zona de Solana de los Barros, beneficiando asimismo a Cortegana y Retamal. En total casi 2.000 vecinos de estas zonas experimentarán una mejora en su calidad de suministro.

Las localidades de Torremayor, La Garrovilla, y Barbaño también se beneficiarán de mejoras en la calidad de suministro gracias a 14 kilómetros de nuevas líneas aéreas de Media Tensión. Asimismo, Endesa instalará 4,5 kilómetros de nuevas líneas aéreas y subterráneas de Media Tensión en Valencia del Mombuey y Oliva de la Frontera, donde la compañía tiene previsto instalar además un nuevo centro de transformación que beneficiará a toda esta zona.

La línea eléctrica de Media Tensión de Oliva de Mérida, Palomas y Puebla de la Reina se verá también reforzará a lo largo de tres kilómetros, en los que Endesa instalará un interruptor de última generación que permitirá el control remoto de la red.

Los municipios de Pueblonuevo, Guadiana, y Valdecalzada notarán también una mejora en la calidad de suministro de los más de 4.000 vecinos de esta área gracias a 4,8 kilómetros de nuevas líneas de Media Tensión, el refuerzo de las líneas existentes y la instalación de protección para avifauna.

En Puebla de Sancho Pérez Endesa instalará una nueva línea aérea de 5,8 kilómetros de Media Tensión que beneficiará a cerca de 2.000 vecinos de la zona, mientras que en Usagre y Bienvenida se reforzarán 4,3 kilómetros de líneas de Media Tensión instalando nuevos apoyos y beneficiando a cerca de 3.000 suministros. Por último en Don Álvaro Endesa instalará un nuevo centro de transformación y en Torremejía se mejorará y reforzarán 1,5 kilómetros de líneas de Media Tensión.

Endesa apuesta por la digitalización de sus 7 plantas hidroeléctricas en Extremadura

Posted on

ENDESA HIDRO

Endesa ha apostado por la digitalización de sus 7 plantas hidroeléctricas en Extremadura por lo que ha puesto en marcha una herramienta innovadora, PI Vision, que permite conocer en tiempo real la producción que se genera en estas centrales, al mismo tiempo que se han empezado a utilizar drones de última generación para la revisión de estas infraestructuras.

Por un lado la monitorización desde PI Vision, que se viene aplicando desde junio de 2019, permite analizar datos en tiempo real provenientes de diferentes fuentes, obteniendo información automática actual en comparativas con datos históricos. Además este sistema, se ha implementado con una serie de alarmas, las cuales si los valores de caudal y precipitación superan ciertos umbrales, actúan cambiando de color (amarillo, naranja y rojo según su cuantía) e incluso en ciertos niveles generan destellos, permitiéndose así una ayuda complementaria para llevar a cabo un seguimiento de precipitaciones y avenidas.

A través de su filial de renovables, Enel Green Power España, Endesa ha puesto también en marcha durante el último año la iniciativa Sentinel, una aplicación para teléfono móvil que permite la visualización en tiempo real de los activos hidráulicos, eólicos y solares, así como la previsión y precios de mercado. También se ha implantado, en la sede central en Madrid, la Monitoring & Diagnostic Room (MDR) de energías renovables de Endesa (englobada en el área O&M Wind & Biomass de Mantenimiento y Servicios Técnicos) que evalúa la condición de la flota mundial de aerogeneradores del grupo Enel, al que pertenece Endesa, utilizando el análisis de vibraciones como principal técnica de mantenimiento predictivo (PdM), un sistema que analiza las vibraciones que se producen en los aerogeneradores para anticipar posibles averías.

La división renovable de Endesa, Enel Green Power España, ha empezado a utilizar drones de última generación para la revisión de las infraestructuras hidráulicas. Estas  instalaciones  cuentan con equipos de interior donde se encuentran las turbinas, y otros, además de toda la parte exterior, presas, canales, tuberías, etc por donde se realizan los desembalses y el almacenamiento de agua. Revisar de forma manual estas centrales suponía un trabajo que se prolongaba en el tiempo, de ahí que desde Endesa se haya apostado por la aplicación de la última tecnología en drones que permite revisar las instalaciones de forma rápida y segura gracias al personal formado expresamente para su manejo.

Endesa incrementa en 2020 en un 86% la producción de energías renovables en Extremadura

Posted on Actualizado enn

endesa valdecaballeros
Parque fotovoltaico de Endesa en Valdecaballeros (Badajoz)

La división renovable de Endesa, Enel Green Power España, ha producido durante los cuatro primeros meses del año, 104 gigavatios hora (GWh) de energía verde en Extremadura, lo que supone un 86% más que el mismo periodo del año anterior.

Esta producción de renovables de Endesa en Extremadura en los cuatro primeros meses de 2020 podría atender el consumo de más de 30.000 hogares durante un año, lo que equivaldría al consumo energético anual de una ciudad como Almendralejo.

La energía fotovoltaica ha sido la que más ha aumentado su producción en estos primeros meses del año en Extremadura, gracias a las 6 plantas fotovoltaicas puestas en servicio el pasado y que supusieron una inversión de 200 millones de euros. Estas instalaciones, situadas tres de ellas en los municipios de Logrosán (Cáceres) y otras tres en Casas de Don Pedro y Talarrubias, (Badajoz), tienen una capacidad de 42 MW cada una, producirán alrededor de 500 GWh al año.

Estas nuevas instalaciones renovables se unen a las ya existente en la provincia, donde Endesa, a través de su filial renovable Enel Green Power España gestiona 7 centrales hidroeléctricas.

Junto a estas plantas ya en funcionamiento, Endesa cuenta en la actualidad con un nuevo proyecto renovable en ejecución en la provincia de Badajoz, se trata de la planta fotovoltaica Augusto, que cuenta con una inversión por parte de Endesa de 35 millones de euros.

El parque fotovoltaico de Augusto estará compuesto por 138.510 paneles fotovoltaicos de 360 wat pico de potencia, es decir, la potencia que produce cada panel cuando recibe radiación solar. Para hacer posible su funcionamiento, Endesa a través de Enel Green Power España, construirá 9 centros de transformación eléctrica, 1 subestación eléctrica 30/66 kV y una red subterránea de cableado de 6 kilómetros. Además, se ejecutarán 4,3 kilómetros de línea aérea con 16 apoyos para llegar a la subestación de Badajoz.

Esta instalación entrará en funcionamiento a finales de 2020 y, cuando esté operativa, producirá más de 100 GWh/año evitando la emisión anual a la atmósfera de aproximadamente 65.900 toneladas de CO2.

La construcción de esta capacidad renovable responde a la estrategia de Endesa de descarbonizar completamente su “mix” de generación en 2050, un proceso para el que, según su Plan Estratégico 2019-2022, se ha marcado el hito de alcanzar 10,2 GW de capacidad instalada renovable en 2022.

Endesa gestiona actualmente, a través de EGPE, más de 7.438 MW de capacidad renovable en España. De esta cifra, 4.701 MW son de generación hidráulica convencional; y el resto, 2.737 MW, son de energía eólica (2.292 MW), solar (352 MW), minihidráulica (79 MW) y otras fuentes renovables (14 MW).

Endesa realiza un simulacro de un posible contagio de Covid-19 en un parque fotovoltaico en construcción en Badajoz

Posted on

endesa

Endesa ha realizado un simulacro de posible contagio (sospechoso) de coronavirus al personal de su filial renovable Enel Green Power España que está construyendo el parque fotovoltaico Augusto de cerca de 50 MW en Badajoz. El objetivo de esta simulación ha sido probar el Plan de Emergencia de Covid-19, comprobando la coordinación y protocolos de avisos y comunicación entre los diferentes agentes involucrados.

El simulacro dio inicio con la alerta de una persona de la obra que, a pesar de no haber tenido fiebre, empezaba a presentar tos seca. En ese momento se ha activado el estado de prealerta en el campo de procediendo a la paralización de los trabajos y solicitando la presencia de todo el personal. Tras identificar los trabajadores que habían mantenido contacto con el caso sospechoso, se ha procedido a enviar en cuarentena a dichas personas, y desinfectar la caseta de obra en la que se encontraba el caso sospechoso, al mismo tiempo que se han anulado los trabajos durante todo el día para garantizar la seguridad de los trabajadores.

El simulacro ha tenido un resultado positivo reaccionando todos los trabajadores como establece el Plan de Emergencia. De hecho, los 38 trabajadores de la obra siguen cada día un meticuloso protocolo de control con medición de temperatura antes de salir de casa y al llegar a la obra, manteniendo la distancia de dos metros entre los compañeros y utilizando mascarillas y guantes de protección.

“Estamos respetando todos los compañeros las medidas de seguridad implantadas a raíz de la alerta sanitaria, y lo hacemos no solo convencidos que es el único modo de poder seguir trabajando, sino sobre todo por nosotros y nuestras familias”, ha señalado el responsable de Endesa de construcción de la obra, Juan Franco.

El parque fotovoltaico Augusto se empezó a construir en el mes de febrero y desde entonces se han llevado a cabo tareas de preparación del terreno, acopio de materiales que se hace también respectando rigurosas medidas evitando el contacto con los transportistas, y toda la obra civil que conlleva un proyecto de estas características en el que Endesa está invirtiendo 35 millones de euros.

Esta instalación, que estará compuesta por 138.510 paneles fotovoltaicos, entrará en funcionamiento a finales de 2020 y, cuando esté operativa, producirá 94,83 GWh/año evitando la emisión anual a la atmósfera de aproximadamente 42.530 toneladas de CO2.

Endesa actúa en la zona del Gurugú de Badajoz para evitar la saturación de la red eléctrica por los enganches ilegales

Posted on

endesa bajadoz

Endesa está realizando diferentes actuaciones en la zona de Gurugú de Badajoz con el fin de buscar soluciones a la problemática generada en esta área por los enganches ilegales. Esta práctica ilícita provoca la saturación de las redes de distribución, generando no solo un problema para las familias que se encuentran confinadas en casa a causa de la situación de emergencia sanitaria, sino que además supone un problema para la seguridad de las personas que viven en estos entornos.

Las acciones consisten en un cambio de tensión en la red de distribución, lo que evitaría la saturación de las infraestructuras existentes. Endesa está ya trabajando en este sentido y tiene previsto invertir 15.000 euros en esta medida que beneficiará a los 300 clientes que se encuentran en esta zona, donde más del 60% de la energía que se consume se hace de forma fraudulenta.

Esta medida se une a otras implantadas por Endesa desde el pasado mes de enero, cuando se reformó el centro de transformación de la Avenida del Sol, dotando de un transformador de 1.000 KVA, que se había visto afectado por un incendio provocado por saturación de la red a causa de los enganches ilegales.

En esa reforma se amplió la potencia del transformador existente, aumentando su capacidad para suministrar a dos tensiones. Esta actuación supuso para Endesa una inversión de 25.000 euros, permitiendo ahora desarrollar ese cambio de tensión, el cual se llevará a cabo en estos días y que beneficiará a la zona de Gurugú donde se han registrado en estos días de confinamiento hasta una veintena de incidencias, fundiendo fusibles cuya reparación ha ascendido a más de 6.000 euros.

Además de estas actuaciones Endesa y las autoridades competentes siguen trabajando conjuntamente para actuar de forma rotunda en esta zona afectada por los enganches ilegales que no solo suponen un delito tipificado en el Código Penal, sino que además y sobre todo, representan un peligro para las personas.

Endesa crea un fondo de 25 millones para dotar de material, servicios y equipos en la lucha contra el COVID-19

Posted on

endesa

Dada la emergencia sanitaria sin precedentes en España derivada por la pandemia mundial generada por el Covid-19, Endesa, dentro de su compromiso con la sociedad, ha diseñado un Plan de Responsabilidad Pública, dotado con 25 millones de euros, para ayudas directas a la compra de material, condiciones especiales de suministro y donaciones para paliar las principales necesidades sanitarias y sociales provocadas por la crisis sanitaria.

En una primera fase, el Plan de Acción está dirigido a la ayuda inmediata y más urgente, en torno en torno a 3 ejes:

-Donación de materiales y servicios. Endesa pondrá a disposición de este plan su capacidad logística y de compra tanto nacional como internacional, así como personal cualificado y los medios necesarios para la provisión de equipos de protección para el personal sanitario o de servicio público (batas, mascarillas y resto de Equipos de Protección Individual –EPIs-); Instrumental para asistencia de los pacientes hospitalizados (respiradores, test, fármacos, etc.).

-Condiciones especiales de suministro energético a Residencias/Hospitales/Hoteles Medicalizados. Endesa pone a disposición del servicio público su capacidad de proveedor energético para las instalaciones sanitarias.Equipos y personal para garantizar el suministro eléctricos en hospitales de campaña y hoteles medicalizados (generadores electrógenos, aumento de potencia, resolución de averías, etc.). Suministro gratuito durante el estado de alarma a los hoteles medicalizados que sean clientes de Endesa.

-Donaciones económicas a instituciones, organismos y centros sanitarios que ayuden a cubrir necesidades básicas de especial gravedad previamente identificadas.

En este sentido, Endesa ha comprado respiradores para UCI y 2 millones de mascarillas por valor de 10 millones de euros que pondrá a disposición de las autoridades sanitarias competentes.

Endesa refuerza la seguridad del suministro eléctrico en Extremadura y Andalucía a través de su centro de control

Posted on

ENDESA

Endesa ha adoptado todas las medidas de seguridad a su alcance en el centro de control de la red eléctrica para Andalucía y Extremadura que la compañía tiene en Sevilla para asegurar la calidad del servicio eléctrico ante el estado de alarma para la gestión de la crisis sanitaria ocasionada por el COVID-19.

Desde este centro de control se gestionan 121.156 infraestructuras entre las que están subestaciones, transformadores, y centros de transformación de toda Andalucía y Extremadura (Badajoz en particular). Además, se monitorizan 10.676 kilómetros de líneas de Alta Tensión, 53.916 kilómetros de Media Tensión, y 78.548 kilómetros de Baja Tensión, es decir casi cuatro veces la circunferencia de la tierra.

Este centro de control es uno de los cinco con los que cuenta en los territorios donde opera como distribuidora (Andalucía, Aragón, Baleares, Canarias, Cataluña y Extremadura). Los centros de control de la red son los puntos neurálgicos del sistema eléctrico desde donde se controla y supervisa la transformación y la distribución de la energía eléctrica desde la red de transporte hasta su consumo final durante 24 horas al día los 365 días del año. Por ello, su correcto funcionamiento es clave para garantizar un servicio tan esencial para la sociedad.

En el contexto de excepcionalidad ocasionado por el coronavirus, Endesa implantó al comienzo de esta crisis sanitaria un Plan Operativo de Emergencia para asegurar el desempeño de estos centros de control con medidas como su duplicación, activando espacios gemelos desde donde se puede gestionar la red en paralelo; la interoperabilidad de los diferentes centros y puestos, para compartir la gestión desde diversos puntos; la separación en grupos a los empleados para prevenir posibles contagios; así como extremar las medidas de limpieza e higiene tanto personal como de los puestos de trabajo.

Asimismo, debido a que constituyen un punto esencial dentro del sistema eléctrico, estos centros cuentan con una serie de medidas de protección orientadas a garantizar su funcionamiento mediante conmutación automática, con más de una fuente eléctrica para conmutarlas en caso necesario; Sistemas de Alimentación Ininterrumpida (SAI), a través de baterías y otros elementos almacenadores de energía; y grupos electrógenos; que entran en funcionamiento si el corte de alimentación persiste.

Además, estos centros de control están conectados directamente con el centro de atención telefónica de Endesa, donde llegan los avisos de los clientes que han notado algún problema en sus suministros, para poder ofrecer así una gestión unificada de todos los recursos de la compañía.   para las fuerzas de seguridad del Estado.

Gracias al avance en la mejora y digitalización de la red de Endesa, con la incorporación de telemandos que permiten el control remoto, desde el CORE se puede realizar una actuación inmediata ante cualquier incidencia, disminuyendo notablemente el tiempo de respuesta, y repercutiendo positivamente en la calidad de suministro de los más de 5 millones de clientes de la Compañía en Andalucía y Extremadura.

Precisamente desde este centro de control se ejecuta por telecontrol anualmente más de 634.116 maniobras en tiempo real para mantener la seguridad y la calidad del suministro eléctrico.